Tráfico de drogas

¿Por qué la gente consume drogas? Seguramente esta es la pregunta principal que debería responderse a la hora de abordar la problemática del tráfico de drogas. Existen respuestas muy diversas a esta cuestión, pero lo cierto es que la mayoría de la población mundial no usa las drogas y que, entre quienes llegan a probarlas, solo un pequeño grupo las seguirá consumiendo. Y, por último, de estos solo un pequeño porcentaje desarrollará una dependencia.

Entonces, ¿resulta realmente tan lucrativo este negocio ilegal? Sí. A pesar de ser una minoría de la población mundial la que consume drogas, se calcula que, actualmente, alrededor de 272 millones de personas en el mundo consumen alguna droga ilícita. Una cifra que representa alrededor del 5% de la población mundial de 15 a 64 años, según el Informe Anual de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito.

El cannabis sigue siendo la sustancia ilícita más consumida del mundo. La venta de marihuana mueve alrededor de 100.000 millones de euros anuales. Se cultiva en casi todos los países del mundo y se calcula que la consumen unos 200 millones de personas en todo el mundo, es decir, casi un 4% de la población, según el último informe de la ONU.

No es difícil, por lo tanto, entender por qué el tráfico de drogas se ha convertido en el negocio más rentable a escala mundial. Según la ONU, el comercio de drogas genera la mitad de las ganancias que, en conjunto, rinde la delincuencia organizada.

Los delitos derivados del comercio ilegal de drogas, armas y personas, representan el 1,5% del PIB mundial. Los traficantes de drogas, de personas, la prostitución, la piratería y la pornografía generan 652.000 millones de euros por año, pero prácticamente la mayor parte de ese dinero, el 76% corresponde al narcotráfico y a la trata de personas.

Y lo más preocupante, según el informe de la ONU, es que el 70% de esas ganancias ilícitas se blanquean en el sistema financiero y en los paraísos fiscales. Millones de euros, que dejan en el camino cientos de muertes. El ejemplo que más se repite en los informativos es el caso de México, donde el ser humano ya ha quedado prácticamente inmunizado ante la violencia que se genera en este país entre los diferentes carteles por el control de la droga. Una guerra abierta que ya ha dejado más de 60.000 muertes. Pero México es, seguramente, el país más mediático. La violencia por narcotráfico se extiende por todo el mundo. Por todo ello, la pregunta que muchos se hacen tras analizar estos espeluznantes datos es ¿debería legalizarse el comercio de determinadas drogas?

Be the first to comment on "Tráfico de drogas"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*